Época mala para las baterías de los coches.

Así es, con la llegada del invierno, la humedad y la bajada de temperaturas causa un grave efecto sobre las baterías de nuestros coches. Si nuestro coche duerme en la calle, la batería se puede estropear debido a los cambios de temperatura bruscos.

Durante el día, con el sol calentando el coche, o incluso el calor generado por el motor debajo del capó, mantiene la batería a unos 20-30 grados de media. Pero por la noche, todo se enfría y puede llegar a los 5-10 grados. Estos cambios diarios provocan reacciones malignas dentro de las baterías, reduciendo considerablemente sus vidas.

51yh-tD5CiL._SY355_Normalmente es justamente en esta época cuando su funcionamiento llega a su fin. Pero no hay que alarmarse, hay formas de prevenir esto. Es aconsejable dejar los coches dentro de los garajes, con temperaturas y humedades constantes. Cuanta menos variación existe, mejor. Muchos fabricantes empiezan a concienciarse sobre este asunto y resguardan cada vez más las baterías, poniéndolas dentro de cajas, con fundas térmicas o incluso dentro del habitáculo, de esta forma prolongando la vida de nuestras baterías.

Publicado en Síntomas y Consejos y etiquetado , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *